Visitas

Piden un monitor en un bus de discapacitados tras una agresión

La madre de un usuario de San Juan de Dios de Alcalá de Guadaíra teme que por esta carencia pueda producirse un accidente

Hace un año madres de los cinco usuarios de Dos Hermanas del centro de día de San Juan de Dios de Alcalá de Guadaíra remitieron un escrito a la entidad solicitando que el vehículo que cubre la ruta Dos Hermanas-Alcalá de Guadaíra-San Juan de Dios contase con un monitor para atender a los chicos «ante situaciones tales como crisis epilépticas, que intenten quitarse el cinturón, que se agredan o que agredan al conductor, lo cual puede poner en peligro tanto la seguridad de los usuarios como del conductor», expusieron en la carta.

Sin embargo, ya han pasado 12 meses de esta misiva y el autobús de nueve plazas en el que viajan siete personas con discapacidad sigue sin monitor, denunció ayer Adela Machuca madre de un joven de 26 años, «que en 10 días ha sido agredido en cuatro ocasiones», manifestó.

Esta mujer expuso que lo mismo que han atacado a su hijo, con una discapacidad del 84 por ciento, también pueden golpear al conductor y provocar un accidente o que su propio hijo pueda pegar a otro compañero. Advirtió de que son jóvenes con discapacidad y que muchos sufren ataques epilépticos, «por lo que necesitan viajar con un monitor que cuide de ellos y les vigile, porque el conductor no puede estar pendiente de ellos».

Esta situación de estar sin monitor se produjo cuando se desdobló la ruta Sevilla-Dos Hermanas-San Juan de Dios, para acortar el recorrido, pero criticó que a partir de ese momento los jóvenes de Dos Hermanas se quedaron sin el monitor.

Machuca remarcó que el trayecto de Dos Hermanas hasta el centro de San Juan de Dios es de 23 kilómetros, con una duración de unos 40 minutos, «por una carretera que está en obras y que no tiene arcén en el que pueda pararse el conductor en caso de que ocurra algo».

Esta madre indicó que ya se ha dirigido a los responsables de San Juan de Dios para reclamar el monitor, a los que también ha informado de las agresiones que ha sufrido su hijo, «pero, por el momento, no han hecho nada». La única respuesta que ha tenido es de la delegación municipal de Servicios Sociales de Dos Hermanas, «que se ha ofrecido a mediar».

Por su parte, fuentes del centro de San Juan de Dios reconocieron que tienen constancia de que en el autobús que transporta a los usuarios de Dos Hermanas se produjo una agresión, pero indicaron que ha sido un episodio puntual, que el centro «lamenta». Asimismo, señalaron que se está «estudiando el caso para dar una respuesta a lo sucedido».

Noticia original de EL CORREOWEB DOS HERMANAS

Heridas que sufrió el discapacitado agredido en el autobús que le traslada sin monitor al centro de San Juan de Dios. / El Correo

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies